La Convención considera a posição sobre el propuesto Pacto Anglicano

Por Matthew Davies
Postado 30 de abril de 2012

[Serviço de Notícias Episcopais] El Pacto Anglicano foi, de diversa manera, rechazado, ratificado, aprobado e suscrito por algunas provincias de la Comunión Anglicana, e incluso un de ellas le ha dado uma “luz amarilla”. La Iglesia Episcopal pronto considerará su propia respuesta formal al documento, cuyos partidarios afirman que ofrece uma manera de vincular a los anglicanos de todo o mundo más allá de sus diferencias culturales y teológicas.

Al presente, tres resoluciones -cada una de las cuales se pronuncia por respuestas parcialmente diferentes al pacto proposto- se presentarán a la 77ª. Convención General cuando se reúna del 5 al 12 de julio en Indianápolis, Indiana.

El Consejo Ejecutivo de la Iglesia Episcopal anunció en octubre pasado que presentaría una resolución (A126, que se encuentra en la página 590 del Libro Azul) ante la Convención, conforme a la cual la Iglesia diría que es “de enfrentar o Pacto Anglicano en su forma atual ”.

En las últimas semanas, se han presentado dos resoluciones adiciones a la Convención, provenientes de diferentes grupos de obispos Esas dos resoluciones aparecerán próximamente clique aqui.

Una resolución propuesta por el obispo John Bauerschmidt, de Tennessee, y respaldada por otros 10 obispos, comprometería a la Iglesia a ratificar y adoptar el pacto. Otra, propuesta por el obispo Ian Douglas, de Connecticut, y respaldada por otros dos obispos, alentaría un enfoque más intermedio, “abrazando” el preámbulo y las primeras tres secciones de las cuatro secciones de que consta el documento, instando a proseguir su estudio y comprometido a la Iglesia a una continua participación en el proceso del pacto.

A seção seguinte do documento, que esboza um método disciplinar para resolver as disputas na Comunidade, foi em grande medida como o ponto conflitante do pacto.

Las resoluciones del Consejo Ejecutivo y la auspiciada por Douglas son idénticas en los primeros tres acuerdos, diciendo that la Iglesia “renueva su compromiso a dialogar con las provincias that adotas inovaciones that puedan versse como amenazantes to la unidad de la comunión”; y se compromete a “la continua participación en los más amplios consejos de la Comunión Anglicana” ya dialogar “con nuestros hermanos y hermanas de otras provincias para aprofundar la comprensión y garantizar la continua integridad de la Comunión Anglicana”.

La resolución presentada por Bauerschmidt insta a la Iglesia Episcopal a “ratificar… y comprometerse a la adopción” del pacto “a fin de vivir más plenamente na comunión e interdependencia eclesiales que es fundacional a las iglesias de la Comunión Anglicana”.

El Pacto Anglicano foi proposto pela primeira vez no Informe Windsor de 2004, como um meio na Comunidade e suas 38 provincias autónomas pudieran mantener la unidad a pesar de las diferencias, especialmente en lo relacionado a la interpretación bíblica ya los problemas de la sexualidad humana. El informe se produjo a raíz de la elección de Gene Robinson, sacerdote abertamente homossexual, como obispo de Nuevo Hampshire em 2003, un acontecimiento que ocasionó que algunas provincias declararan rota o afectada su comunión con la Iglesia Episcopal.

El pacto también fue una respuesta a algunos líderes de la Iglesia que cruzaron las fronteras de otras provincias para ministrar a anglicanos desafectos ya una decisión de la diócesis de New Westminster, na Iglesia Anglicana de Canadá, de autorizar un rito público para bendecir uniones de personas del mismo sexo.

Luego de cinco anos de discusiones y varios anteproyectos, el texto final del pacto se enviado em dezembro de 2009 a las provincias de la Comunión para su consideración formal.

Douglas le dijo a ENS em uma entrevista telefónica no 24 de abril que a Iglesia Episcopal participou “em um nível extremadamente alto” na consideração de cada anteproyecto [a versão provisória] do pacto. Dijo também que o Consejo Ejecutivo e seu Equipo de Trabalho D020 sobre la Respuesta al Pacto Anglicano "han hecho una labour increiblemente buena en ayudar a la Iglesia Episcopal a construir una respuesta que es ampliamente inclusiva de las divergentes" [que hay] en la Iglesia.

Su única reserva respecto à Resolução A126, explicó él, está no acerto final que insta a la Iglesia Episcopal a não adoptar el pacto na sua forma atual. “Mi preocupação respecto a esta rígida postura de não adoção es que não permite que la Iglesia Episcopal abrace lo que está en las primeras tres secciones”, agregó, haciendo notar que un rotundo “não” eliminar completamente a la Iglesia Episcopal del processo del pacto .

“Yo nunca foi un firme defensor de this particular proceso de pacto. Pero participar da discussão sigue siendo muy importante. Y yo no quiero descartar nuestra oportunidad de estar en la mesa ”, subrayó.

Bauerschmidt escreveu um ENS, em um correio eletrônico do 25 de abril, que él criar a série bueno que a Iglesia Episcopal tuviera a oportunidade em esta convenção de ratificar o pacto e comprometer a adoptarlo.

“Uma comunidade que está comprometida com uma autoridade dispersa necesita algunos medios para buscar um pensamento común e expressar uma vida em comum”, dijo. “El pacto brinda los medios para esto. Debemos decidir juntos las cosas que nos preocupa a todos, o no tardaremos en perder todo interés lo unos por los otros ”.

La Convención General pode decidir em julho se aprueba, enmienda y aprueba ou rechaza cualesquiera de las resoluciones que se some a su consideración.

En primer place, el comité legislativo sobre Misión Mundial, integrado por 40 miembros, discutirán las resoluciones del Pacto Anglicano y puede decidir el volver a trabajar en ellas, o consolidarlas, antes de that cualquier versión sea canalizado a cualesquiera de las dos cámaras (de diputados y de obispos) que se haya escogido como la llamada cámara de acción inicial. O comité, que comenzará a sessão do 4 de julho, está copresidido por Douglas e pela canônica Rosalie Simmonds Ballentine, também presidiu o Equipo de Trabalho D020 que fez um conocer sob informe a proposta Resolução A126 junto ao outubro de 2011.

La Comisión Permanente sobre Constitución y Cánones determinó em um informe de junho de 2011, a solicitud del Equipo de Trabajo D020, que la adopción de la versión atual del Pacto Anglicano “tiene a posibilidad de cambiar el marco constitucional y canónico de la Iglesia Episcopal, particularmente en lo que respecta a la autonomía de nuestra Iglesia, ya la autoridad constitucional de la Convención General, los obispos y las diócesis ”.

Las tres resoluciones propuestas solicitan a criação de um novo equipo de trabalho que explorar os cambios canónicos que são necesarios si la Iglesia fuese a adoptar el pacto en su totalidad.

La 76ª. Convención General en julho de 2009 solicitó a las diócesis, mediante la resolución 2009-D020, que estudiara el Pacto Anglicano du trienio 2010-2012. También le pidió al Consejo Ejecutivo que prepara um informe, junto com um anteproyecto de legislación propuesta, la 77ª. Convención General de este año. Esa resolución condujo al Consejo a crear el Equipo de Trabajo D020.

Algunos episcopales y anglicanos, incluido el Consejo Ejecutivo, han manifestado sus preocupaciones de que el pacto llegue a usarse como un instrumento de control, cuestionando en particular la cuarta sección y su proceso de resolución de disputas. Algunos padronizados han advertido que adoptar o pacto podria dar lugar a uma comunicao dos niveles.

“Yo no encuentro útil la sección 4”, dijo Douglas a ENS. “Creo que hace pasar al pacto de um documento que es relacional a uno que es más jurídico. Sí creo que las primeras tres secciones son relacionales y misionales ”.

El Equipo de Trabajo D020 dijo en su informe (que se pode descargar aqui) que o argumento para o defensor da resolução de “incapaz de adoptar” se basaba en su creencia de que a unidad de la Iglesia “se expresaba mejor en nuestros empeños de ser una Iglesia que acoge plenamente a aquellos que no siempre son bienvenidos ”.

La Iglesia Episcopal busca ser fiel a esa unidad, sigue diciendo el informe, “respetando la diversidad de ministerios en la Iglesia Episcopal de múltiples formas: nuestra tradición de facultar a todos los órdenes del ministerio en la gobernabilidad [de la Iglesia]; nuestra identificación de la interpretación de la Escritura como la labour de todas as comunidades cristianas, y nuestra atención a la obra del Espíritu en la nueva interpretación de cómo somos llamados a ser en comunidad y relaciones ”.

“Esta interpretação de quienes somos como Iglesia no le permite al Consejo Ejecutivo apoyar pacto alguno que pudiera poner en peligro esta vocación” dijeron los miembros del equipo de trabalho en su informe. “O pacto ignora sistemáticamente a importação do papel do laicado e sua plena expressão de ministério em todas as esferas da vida da Igreja”.

Los miembros del equipo de trabalho incluían a los that sostenían Opiniones “extremas” en la Iglesia respecto al pacto, así como a personas que se encontraban en el medio de ese espectro, dijo Ballentine al Consejo el 24 de octubre.

Ella agregou que o equipo de trabalho utilizou deliberadamente o lenguaje de “incapaz de adoptar en su forma presente”, no lugar de sugerir que a convenção “rechazara” el pacto ou “se abstuviera” de adoptarlo.

“Aún temos esperança em uma relação contínua, en nuestras continuas conversas, en nuestros contínuos esforços de viver na comunidade y, para nosotros, de progredir como parte da Comunión Anglicana”, dijo ella.

A través de la Comunión Anglicana, las siete provincias que han aprobado o suscrito el Pacto Anglicano filho Irlanda, México, Mianmar, Papúa Nueva Guinea, Asia Sudoriental, Cono Sur da América e las Indias Occidentales.

A Igreja Anglicana de África do Sul adotou o documento pendiente da ratificação na próxima reunião do sínodo más adelante este ano.

En marzo, resultó claro que la Iglesia de Inglaterra no podía adoptar el pacto en su forma atual cuando una mayoría de las diócesis rechazó el documento.

El 18 de abril, la Iglesia de Gales le dio al pacto “luz amarilla, más bien que luz verde”. O organismo gobernante da Iglesia dijo que temía que o reciente rechazo do pacto pela Iglesia de Inglaterra pusiera en peligro su futuro y las clarificaciones al respecto que ahora se necesitaban antes de que pudiera tomarse uma decisão. Se enviaron preguntas sobre o tema do Consejo Consultivo Anglicano, o principal organismo que diseña políticas de la Iglesia [a nivel internacional], o cual se reunirá más adelante este año.

Os obispos da Iglesia Episcopal nas Filipinas han rechazado formalmente o pacto e a acción maorí na Iglesia Anglicana de Aotearoa, Nueva Zelanda e Polinesia em novembro passado, e quiere decir que ésta lo rechazará cuando se presente antes do Sínodo General da provincia em julho de 2012.

Durante una reciente visita a Inglaterra, la obispa Mary Gray-Reeves, de San José, California, sede de la diócesis de El Camino Real, dijo a ENS que las relaciones de compañerism internacionales, contos como la que su diócesis compare com Gloucester y Tanganica na Tanzânia, filho “el antídoto para el Pacto Anglicano”.

Douglas está de acuerdo. “La Comunión tiene que ver fundamentalmente con relaciones -relaciones por encima de nuestras diferencias en el servicio a la misión de Dios- y no en algún tipo de declaración jurídica, o contratual o eclesiológica”, le dijo él a ENS.

Muchos anglicanos conservadores también han rechazado el pacto, diciendo que não llega lo suficientemente lejos para poner a raya a las provincias que han dado pasos hacia la plena inclusão de homossexuais na vida de la Iglesia.

“Si bien reconocemos que los empeños para restaurar nuestra quebrantamiento a través de la introducción de um Pacto Anglicano fueron bien intencionados, hemos llegado a la conclusión de que el texto real es fatalmente defectuoso y en consuencia el apoyo a esta iniciativa ya no es apropiado” , ha dicho un grupo de primados, o arzobispos, anglicanos conservadores.

- Matthew Davies é diretor e reportero de Episcopal News Service. Traducción de Vicente Echerri.

Em inglês: http://bit.ly/IhvoSV


Tags